lunes, 31 de mayo de 2010

A María

Video : Canto Gregoriano.- Ave María



Mirarte mi querida María
me avergüenza profundamente,
ya que tú fielmente
entregaste toda tu vida.
Tan joven en un Sí
abrazaste el amor
y sin temor a nada
avanzaste para darnos a Jesús
como salvador.

Ninguna pena puede ser comparada
a lo que viviste Madre abnegada,
y lejos de alejarte de este mundo
siempre regresas preocupada,
nos abres tu corazón primoroso
como camino virtuoso
a un tiempo de reconciliación
para que nos apartemos de la desolación.

¡Madre! ¡Madre de todos!
Perdónanos por favor
y escucha estas letras
que te escribo con fervor,
esta tierra se está quejando
por nuestro descuido y maldad.
Que los inocentes se salven
y quienes somos culpables
no quedemos en la impunidad.


Maricruz Díaz
31 de mayo 2010

No hay comentarios: